el blog de marketing de Javier Varela
Header

La pasada semana, me hablaron de Youpping y me pareció un proyecto interesante para pequeñas empresas y pequeños comercios, además de ser de aquí!!

Youpping es una startup ubicada en Murcia y a punto de lanzar a nivel nacional su plataforma web: la primera red de compras orientada a la interactuación entre el comercio minorista (retail) y los usuarios.

Por un lado, Youpping ofrece una gran plataforma de marketing a los establecimientos asociados (dotándoles así de la posibilidad de competir con las grandes cadenas de distribución), al tiempo que les pone en contacto directo con sus clientes a través de la red haciéndoles llegar de primera mano sus ofertas, noticias o sugerencias.

Por otro, el usuario tendrá acceso a un enorme escaparate de beneficios y descuentos que además podrá compartir e intercambiar con sus amigos.

¿Pero, qué ofrece Youpping que no hayamos visto antes?. Cuando se habla de ofertas online los internautas asocian enseguida este concepto a plataformas de sobra conocidos por todos y de demostrada rentabilidad como Privalia, LetsBonus, Groupon, etc.

Su principal elemento diferenciador es que lejos de centrarnos en los stocks de grandes marcas o en ofertas muy concretas (y por tanto efímeras), su objetivo es otro: conseguir la fidelización del cliente.

El planteamiento es simple: tratan de conectar al comerciante y al comprador. Y es precisamente aquí donde reside el atractivo de esta plataforma, esa conexión directa que hasta ahora no es tan directa en otras plataformas.

La sociedad evoluciona a ritmo frenético. La panadería de la esquina, la zapatería en la que de niño te compraron tus primeras zapatillas de moda o la óptica donde trabaja tu amigo Luis, al que tanto aprecias, están dejando de estar tan visibles aunque en realidad sigan ahí. A la inversa sucede lo mismo, la mayoría de establecimientos encuentran grandes trabas logísticas y económicas para competir en el mercado actual.

Algunas de las ventajas de Youpping para usuarios y establecimientos son:

Como usuario:

  • Tus establecimientos favoritos 24h
  • Trato personalizado
  • Grandes descuentos, acumulación de euros por cada compra, premios directos…
  • Trueque: intercambia beneficios con tus amigos (¿me cambias tu cena romántica por mis 50€ en zapatos?)
  • Herramienta social: comparte con tus amigos tus comercios favoritos, propón ofertas, participa en nuestros eventos, entra a través de Facebook, comenta… ¡participa!

Como establecimiento:

  • Serás visible en internet y en las principales redes sociales. ¡Crea tu escaparate virtual!
  • Estarás al día de lo que quieren tus clientes
  • Obtendrás datos comparativos de otros establecimientos en tu sector
  • Estarás en contacto permanente con compañeros y clientes
  • Con Youpping no estarás solo: si la informática no es lo tuyo ponte en contacto con nuestros Gestores Multicuenta
  • Idea campañas y estrategias: en Youpping premiamos la imaginación

Seguiremos su evolución y esperamos que sea un éxito!!

Cada vez resulta más difícil conseguir generar el número de ventas necesarias para mantener el frenético ritmo de crecimiento de algunas enseñas. esto no es algo único o consustancial a las grandes marcas, y el pequeño comercio se resiente cada día por los mismos temas.

La innovación en el punto de venta es algo que nunca debería perderse de vista si tienes un comercio o una tienda de ropa. Pull & Bear, del grupo Inditex, vuelve a marcar la pauta demostrando que aunque tus ventas sean increíbles y los números que arrojan tus balances sean más que positivos, nunca hay que dejar de darle una vuelta a todo.

En este caso, y en la ciudad de origen del grupo, Pull & Bear ha inaugurado la que denominan la primera tienda 2.0 del mundo en A Coruña.

¿Una tienda 2.0? Lo que se propone con la Pull & Bear 2.0 Store es que los clientes encuentren en el punto de venta algo más que un lugar donde se vende ropa. Se busca ir más allá, recreando en el punto de venta el lugar donde los clientes experimenten con las cosas que más les atraen´o al menos algunas de ellas, entre las cuales se encuentrar sin dudas, las nuevas tecnologías y las redes sociales.

Así, los clientes (target jóven) podrán encontrarse con un probador llamado P&B 2.0 Window en la que podrán sacarse fotos con las prendas que más les gusten y enviárselas a sus colegas a través de las redes sociales buscando ese elemento que tan importante es en tiempos de social media: La recomendación. Te ponen a tus amigos al lado en el momento de la verdad de la compra.

Póngamos el caso de un chico o chica que se prueba una prenda, no se ve con ella, se mira al espejo y sigue sin convencerle, finalmente no se decide y la deja medio doblada sobre un montón de ropa que otros clientes también han dejado de comprar pero… imagínate que cuando en ese momento ‘crítico’ en el que el chico/a decide no llevarse la prenda, le envía una foto a un amigo/a y este/a le dice que le queda genial y que si fuera por él/ella se la compraría… poco más hay que decir, las posibilidades de que se produzca esa venta aumentan en varios puntos porcentuales.

Otra de las zonas que se pone a disposición de los clientes es la llamada Pull & Bear 2.0 Room. Una zona de descanso al estilo cyber o escritorio de tu cuarto en la que puedes navegar por las páginas de la marca, y acceder a su tienda online (próximamente). Es decir, te duelen los pies, vas cargado de bolsas, saliste ayer y quieres descansar, ok, házlo y si te apetece navegar por internet como haces cuando estás tan cómodo/a en tu casa, te ponemos todo a mano.

La tienda cuenta también con pantallas táctiles en las que ver looks, prensas, estilismos, tendencias, etc. así cómo comprar online (cuando esté la tienda disponible).

En difinitiva, la innovación pasa por darle a la vuelta a los conceptos de tienda, de espacio, de uso, etc. Ya lo hacen en otras de sus enseñas y otras marcas también recreando en el propio punto de venta, el lugar de uso de los productos. Sí en una tienda de ropa de chicas adolescentes, venden ropa que estas usarán de noche cuando salgan de marcha, ¿por qué no recrearles el momento de uso en el mismo momento de la compra?.

Para este caso en concreto se habrán gastado una buena suma de dinero pero una pequeña tienda puede innovar dentro de sus posibilidades para tratar de no quedarse estancada porque las tendencias cambian, y no sólo las de la moda, sino también las de uso, compra, etc.

Me comenta en twitter @jaimenovoa este otro gran ejemplo de tienda de este tipo creada por Adidas “Virtual Footwear Wall

vía | La Voz Móvil

imagen | La imagen que había publicada inicialmente en este post pertenecía a La Voz de Galicia y cómo tenía derechos la he quitado porque me lo han pedido.

videos vía | http://www.youtube.com/user/lavozdegalicia

Este fin de semana pasé por una librería de Santiago de Compostela dónde suelo ir a ver que últimas novedades tienen en materia de marketing y como casi siempre, acabé comprando un libro. En este caso, el libro que me compré fué ‘Vendiendo elefantes azules‘ de Howard Moskowitz y Alex Gofman.

El libro es lo de menos en este caso, y como todavía no lo he leído, pasaré a hablar de la librería. Esta es una de las mejores de Santiago y tiene varias sucursales. La gama de libros de la que dispone es verdaderamente amplia, la situación es inmejorable en cada una de sus sucursales, los precios, los normales y casi estándar en estos casos, la atención al cliente muy muy buena, al menos en la tienda que yo frecuento. Las dependientes están siempre atenta a tus dudas sobre la ubicación de un libro y la búsqueda en su programa de gestión informático es muy rápida. El escaparate lo renuevan cada poco y la rotación de novedades es absoluta. La verdad es que para mi es una de las mejores librerías de la ciudad. Goza, además, de todo tipo de servicios de gestión de cobro, envío, etc.

¿Por qué me decía entonces la dependiente que las ventas habían caído y que no lograban crear un vínculo con el cliente para que volviese a la tienda?

El tema es que yo como consumidor, siempre vuelvo a la misma tienda pero en este caso por cercanía geográfica además de por su trato cercano y eficaz. A pesar de esto, el sábado cuando salía con mi nuevo libro me iba dándole vueltas a una serie de asuntos:

  1. ¿Por qué esta gente no sabe ni mi nombre, ni mi profesión, ni mis preferencias literarias ni nada de nada sobre mí?.
  2. ¿Por qué cuando comentaba con la dependiente no se qué sobre la edición que yo tenía del libro ‘Dirección de Marketing’ de Kotler, ella no sabía cuál era la edición que yo tenía si la había comprado allí?.
  3. ¿Por qué no conocen al menos mi correo electrónico para saludarme de vez en cuando y enviarme un newsletter con las novedades de ‘marketing’ de la librería, por ejemplo cada mes o cada dos meses?.
  4. Por qué cuando vuelvo cada poco tiempo y compro y vuelvo a comprar libros de temática similar no me ofrecen algún tipo de incentivo tipo tarjeta de puntos o algún tipo de descuento en futuras compras de algún tipo de libros, o lo que sea que a mí me haga sentir especial como consumidor y a ellos les asegure mi vuelta para el canje de esos puntos o para la compra de algún nuevo libro, o la rotación de alguna colección estancada en ventas, en vez de obsequiarme con un simple marcapáginas de Harry Potter?.
  5. ¿Por qué no me invitan como consumidor de literatura a presentaciones de libros que me vinculen cada día más a esas librerías?.

Sencillamente, porque no me conocen y por lo visto no les interesa conocerme como cliente. De sobra es conocido que cuesta nosecuantas veces más atraer un nuevo cliente que fidelizar a uno propio. A mi de alguna manera a través de las tácticas tradicionales de la distribución comercial (posicionamiento, ubicación, surtido, etc) ya me tienen algo fidelizado pero es una fidelidad muy frágil que está expuesta a que una gran cadena de librerías totalmente despersonalizadas me haga sentir importante y me atraiga con sus pócimas de marketing mágicas.

Oportunidades de venta las hay y las pequeñas empresas y comercios de ciudad deben comenzar a aprovechar estas oportunidades para no perder el tren de la competitividad y con ello el tren de su continuidad.

Pronto daremos algunos consejos sobre lo que podría hacer esta librería para fidelizar a un consumidor de la calle.

Javier Varela
the orange market | el blog de marketing

imagen | vía